Portaretrato facilito de tela y cartón

¡Ah las fotos! Bueno, antiguamente llevábamos nuestro rollo de fotos al coreano para que nos las revele e imprima, hoy las llevamos en el cel, pero seguro vos también como yo tenes un montón de fotos impresas que no te gustaría tenerlas guardadas en cajas de zapato o en álbumes viejos, entonces ¿por qué no colocarlas en un lindo portarretratos?, y lo mejor es que no tenemos ni que gastar demasiado para tener unos muy lindos, que podemos hacerlos nosotras mismas, entonces manos a la obra.

¿Qué vamos a usar? Primero lo primero, cajas de cartón, y no me vas a decir que no tenés porque siempre hay alguna que fue de un zapato que moríamos por comprar, jaja, sí, las cajas de zapatos son óptimas, o cualquier caja de cartón que encuentres también sirve.

Vas a necesitar además: tela, pegamento que puede ser silicona caliente o fría, tijeras y cinta de moño, pero las de tela que se venden en las mercerías.

El primer paso va a ser cortar el cartón en forma de rectángulo, necesitás cortar dos piezas del mismo tamaño, el tamaño va a ser el que quieras, y va a depender del tamaño de la foto que quieras enmarcar. De estas dos piezas rectangulares, una va a ser el frente, por lo que vas a necesitar cortar un rectángulo en el centro, ojo, este debe ser menor que la foto, y vas a forrarlo con tela. El otro rectángulo es para la parte de atrás.

Para forrar el marco (el rectángulo con un corte rectangular en el centro), comenzá primero pegando las esquinas, y una vez que termines recortá el centro de la tela dejando tipo una pestaña, y eso vas a pegar del centro para los bordes.

Ahora que ya tenés el marco forrado, podés decorarlo como te guste, podés ponerle la cinta de moño, o podés decorarlo como más te guste, queda libre poner lo que te gusta como decoración.

Para finalizar, vas a pegar el otro rectángulo de cartón en la parte de atrás, dejando un lado para que puedas colocar la foto, y ¡listo! Un lindo portarretratos que no te costó nada.

Déjanos tu comentario