Porque deberías usar jabón potásico para tus plantas

El jabón de potasio es un quitamanchas 100% natural. Su función siempre ha sido la de eliminar las manchas difíciles de quitar sin dañar los tejidos. Ahora también recomendamos el uso de jabón potásico como insecticida y acaricida para evitar las plagas más comunes de forma ecológica y natural.

 

¿Qué es el jabón de potasio?

Es un producto ideal para la agricultura ecológica, ya que no contiene ningún compuesto tóxico y, por tanto, su uso no afecta la certificación del producto. El uso de este producto es ideal si no queremos afectar negativamente al medio ambiente ni a nuestro cuerpo.

 

Este jabón biodegradable e inofensivo es una de las mejores opciones para combatir plagas sin provocar efectos secundarios negativos y, además, es una fuente secundaria de potasio para las plantas.

 

¿Para qué sirve?

Este biocida es ideal para combatir y prevenir las plagas más frecuentes, como: pulgas, moscas blancas, cochinillas, arañas rojas, entre otras. Ten en cuenta que está bien usarlo para jardinería, ya que no hay restricciones al respecto. Además, también se puede utilizar para combatir hongos, ya que elimina los residuos de melaza que generan los insectos en las hojas. Además, también afecta a los ácaros, por lo que es ideal para combatir plagas como la araña roja. Y si lo usas en combinación con aceite de Neem, lograras un efecto aún mayor.

 

 

¿Cuál es tu composición?

Componentes de jabón

El jabón de potasio se compone de tres elementos principales: agua, lípidos e hidróxido de potasio. Cuando los lípidos entran en contacto con el hidróxido de potasio, se produce una reacción química, cuyo resultado se mezcla con agua y se obtiene un jabón líquido de potasio. La mezcla resultante no afecta el tejido vegetal y su rápida degradación hace que se convierta en fertilizante para las plantas.

 

¿Dónde se consigue?

El jabón potásico es un artículo muy fácil de comprar ya que principalmente es un quitamanchas y por ello lo podemos encontrar en internet, en cualquier farmacia, supermercado o similar. Además, su uso para combatir plagas también ha llevado a que se venda en plantaciones o en cualquier centro de jardinería.

 

¿Cuándo conviene usarlo?

Podemos utilizarlo en cualquier momento, aunque es recomendable aplicarlo al atardecer. Además, debemos tener en cuenta que no haya una excesiva exposición de sol, ya que, al rociar la planta, puede quemar las hojas. Asimismo, tendremos que tener cuidado de no aplicarlo en un día de lluvia o vientos fuertes, de lo contrario la lluvia lavará la aplicación o el viento lo secará, y el esfuerzo no habrá valido la pena.

 

¿Qué dosis usar?

Dependiendo del tipo de jabón de potasio que se compre, la dosis a utilizar variará. Generalmente, el jabón de potasio se utiliza generalmente en una proporción de 1% o 2% de dilución en agua, o lo que es lo mismo, unos 10ml o 20ml de jabón por litro de agua. De todos modos, al ser un producto vegetal, ecológico e inocuo, no pasará nada si en algún momento superamos la dosis. Algo que tenemos que tener en cuenta a la hora de utilizar antiplagas químicos que, además de afectar negativamente al medio ambiente y a nosotros mismos, también pueden matar la planta de forma mortal.