Estar soltera: lo mejor que me pasó

<< Soltera >>. Sí, es una palabra que hoy en día suele sonar muy mal. Las amigas siempre nos preguntan con quién estamos saliendo, hace cuánto y cómo va la cosa, etc. Se volvió un asunto obligatorio en las conversaciones de nosotras las mujeres y me estuve preguntando ¿por qué?. ¿Acaso hay un modo correcto de ser soltera? ¿O incorrecto? ¡Averiguémoslo juntas!

Nos avergüenza reconocer que estamos solteras y ni siquiera sabemos como serlo. Se supone que deberíamos estar felices y contentas. Aunque todavía tenemos mucho por qué luchar, ganamos cierta independencia, vivimos más, nos casamos más tarde, decidimos si queremos hijos o no y nunca, pero nunca, nos vamos de una fiesta hasta que nos cansemos de bailar. Entonces, ¿por qué nos definimos por las relaciones que tenemos?

Los medios y las películas nos venden esa idea de que sin “el amor de tu vida” o “el príncipe encantado” no podremos ser felices y yo me pregunto ¿por qué? ¿Acaso las mujeres somos tan dependientes que necesitamos de alguien más para poder ser felices? ¡No! ¡Me rehuso a creerlo!

Pasamos tanto tiempo deseando que nuestro ex vuelva, que el chico este me note, que me diga que soy linda y se fije en mí, o inclusive que nuestra pareja alguna vez nos de ese gesto romántico que tanto esperamos. Perdemos la cabeza, ¡nos volvemos locas! Y lo peor es que nos perdemos totalmente. Nos olvidamos de quienes somos, de lo que queremos y nos desvanecemos.

¡Chicas! Es importante estar solteras y por qué no decirlo, ¡es importante estar solas!. La época en la que podemos estar solteras es la única oportunidad en la que podemos aprender a estar bien solas. Aprender nuevas cosas como la clase de cocina que siempre quisimos hacer, aprender a hablar francés y viajar a París (¡ay ay qué emoción!) o a bailar hip hop. Lo que sea, lo importante es poder hacerlo. Tengo una amiga que siempre quiso subir a la cima del cerro Tres Kandu solita ¡y lo hizo! ¡es una inspiración para mí!
Pero, ¿queremos aprender a estar solas? ¿y el riesgo de volverse tan buena siendo soltera, acostumbrarse a eso y perder la oportunidad de estar con alguien genial?

A algunas personas les toma varios pequeños pasos el poder sentar cabeza y otros se niegan totalmente a hacerlo.

Algunas veces es química pura, no podemos evitarlo y a veces, que haya acabado no significa que sea el fin del amor.

La cuestión de estar soltera es que tenemos que saber valorarlo porque en una semana o una vida de estar sola, sólo vamos a tener un momento. Un momento en que “somos” nosotras solas, sin ninguna relación. Sin padres, mascotas, hermanos, amigos. Un momento donde estamos paradas mirando al horizonte totalmente solas. Y después, desaparece… aprendamos a estar solas, aprendamos a estar bien así cuando venga la persona indicada estaremos más que preparadas.

Coleccioná tus momentos y que nadie nunca te los quite. Sé vos, ¡sé más!. Amiga, no tengas miedo, hay todo un mundo ahí para vos. ¡Bye bye!

Déjanos tu comentario