De regreso a clases con viandas saludables

Entonces, las madres, hermanas, tías y abuelas nos vemos en la necesidad de buscar opciones sanas y fáciles de preparar que le gusten a nuestros chicos.

No es muy complicado encontrar opciones sanas y nutritivas para los chicos. Recuerden que somos el ejemplo de nuestros hijos, si nosotras comemos sanamente, ellos también van a hacerlo siguiendo nuestro ejemplo.

En cuanto a los ingredientes a utilizar, lo ideal es utilizar los de estación, los de más fácil acceso y mayor frescura. Por ejemplo, ahora que se viene el fresco, lo ideal es reforzar las defensas de todos los integrantes de la familia, optando por cítricos y verduras que den sabor y color a los platillos, además de las vitaminas necesarias para reforzar las defensas del cuerpo.

En relación a la carne, siempre se sugiere elegir los cortes magros, y las carnes blancas como el pollo o el pescado. Incluso se puede optar por cortes de cerdo que está comprobado, es más saludable que la carne vacuna.

Las legumbres no pueden faltar en la vianda escolar, puesto que son saludables, rendidoras y económicas, sólo que hay que contar con tiempo para su preparación y cocción. Pero siempre se pueden preparar el día antes. Lo ideal, también es incluir alimentos como semillas y frutos secos.

Otro punto muy interesante, es la planeación del menú para toda la semana, de esta manera, se hacen las compras para toda la semana de una sola vez y no hay que estar todos los días corriendo de aquí para allá en busca de ingredientes.

¡Muy importante! a no olvidarse de una buena hidratación, siempre la primera opción es agua, pero jugos naturales con muy poca azúcar añadida, también es una excelente opción.

Para evitar intoxicaciones, es muy importante atender las condiciones de seguridad alimentaria cuando se prepara y cuando se embala la comida que llevarán los chicos al colegio. Hay que tener cuidado con la temperatura al momento de la cocción, la conservación, el envase, transporte y refrigeración. Si es posible utilizar bolsas térmicas que mantienen de mejor manera la temperatura de los alimentos.

Cómo ejemplos de viandas saludables te dejamos la siguiente lista:

  • Croquetas realizadas con verduras y carne molida.
  • Empanadas al horno de diferentes rellenos.
  • Fideos y arroces.
  • Milanesas de carne, pollo o pescado, fritas o al horno.
  • Omelette de queso, se le puede agregar jamón y algunas verduras.
  • Tartas de choclo, zapallito, pascualina con agregado de quesos magros o descremados.
  • A la hora del postre, optar por frutas de estación, yogurt con cereal o granola, barras de cereal y frutos secos como nueces o almendras.