5 consejos para mantener una relación sana a distancia

El amor es una de las experiencias más profundas, si no la más, que los seres humanos pueden experimentar. Y cuando nos toca el amor romántico, incluso las exigencias de la vida cotidiana parecen aligerarse. Pero a pesar de todo, hace falta mucho compromiso, sacrificios y una capacidad para recrearse.

 

Si una relación con alguien al alcance de un abrazo ya está llena de complejidades, ¿Qué pasa con una relación a distancia?

 

En este artículo te daremos algunos consejos que te ayudarán a mantener tu relación a distancia de una manera sana y emocionalmente sostenible.

 

  1. ¡Cuidado con los celos excesivos!

 

Cuando los sentimientos de celos e inseguridad comienzan a exagerarse, amenazan la continuidad de cualquier relación, especialmente si has decidido mantener una relación a distancia. Además de causar sufrimiento a la pareja, estos sentimientos erosionan los cimientos de una relación sana.

 

La ausencia que genera la distancia puede hacerte sentir que la relación está amenazada y esto genera mucha inseguridad. Por lo tanto, las relaciones a distancia deben basarse en la confianza y no en controlar cada paso del otro, con la ilusión de que la única forma de sentirse seguro es evitar que el otro tenga una vida social cuando no está contigo. Este tipo de actitud genera malestar, irritación e incluso puede llevar a una ruptura en la relación.

 

La única forma de evitar los celos y la desconfianza es mantener la relación lo más transparente posible a través del diálogo. Estas conversaciones honestas fortalecerán el vínculo entre la pareja y la harán menos vulnerable a estas emociones.

 

  1. Habla acerca de las condiciones de la relación

 

No es necesario crear un código de conducta para que ambos lo sigan, pero ponerse de acuerdo sobre algunos temas es saludable y puede evitar muchos malentendidos. Cuando se entiende que la distancia es pasajera y necesaria, la pareja puede ponerse de acuerdo sobre cómo afrontará la nostalgia durante este período.

 

Es importante tener en claro en que consiste la relación, a qué hora del día hablarán y si hablarán a diario o no. Pueden ocurrir algunos eventos imprevistos, así que, como regla general, no te angusties innecesariamente.

 

 

  1. Usa tu creatividad

 

Comparte tu día a día, envía fotos de tu vida diaria, audios y también crea situaciones en las que puedas sentirte más cerca, con cosas en común para compartir. Puedes coordinar para ver la misma película, leer el mismo libro o aprender algo nuevo y hablar de ello más tarde.

 

Sorprender a tu ser querido con unos mimos sin ninguna fecha conmemorativa puede ser muy acogedor y no necesitas nada demasiado elaborado, puede ser enviar una carta (¡son tan raras hoy en día que se vuelven aún más especiales!) O algún objeto que sea significativo para ambos.

 

  1. Disfruta el momento del reencuentro

 

Las reuniones esporádicas son imprescindibles, por lo que si van a estar separados por un tiempo que la pareja considera demasiado largo, organízate económicamente para que puedan disfrutar de buenas citas durante este período.

 

Y cuando este reencuentro sea finalmente posible, no exageres en los detalles para que todo salga a la perfección como imaginabas. Planifica la reunión, pero relájate, lo importante será disfrutar el momento juntos.

 

 

  1. Tener proyectos juntos

 

Poder planificar un futuro en el que ambos vivan juntos o al menos cerca ayudará a reducir la inseguridad y a sostener la angustia durante este período. Esto no solo crea seguridad, sino que puede mejorar la ansiedad cuando aún no hay decisiones concretas. Aún así, es necesario hablar de ello para que las expectativas estén equilibradas.